Spread the love

El Gobierno de Cabo Verde ya autorizó la extradición a Estados Unidos del barranquillero Álex Saab, acusado de ser testaferro de Nicolás Maduro.

EL TIEMPO

Así se lo afirmó a la agencia Efe su abogado, José Manuel Pinto Monteiro, aunque advirtió que la decisión final la tomará un tribunal caboverdiano.

Según explicó, el Ejecutivo avaló la extradición sobre la base de «la opinión judicial favorable de la Procuraduría General de la República (PGR)», enviada el pasado 8 de julio, para su revisión, al Tribunal de Apelaciones de Barlavento, con sede en la isla de San Vicente (norte del archipiélago), que asumirá la deliberación final.

Sin embargo, las declaraciones de Pinto Monteiro —uno de los abogados que el régimen venezolano contrató para defender a su ‘agente’ especial— coinciden con declaraciones de fuentes federales que aseguran que Saab será entregado a la DEA.

Fuentes en Cabo Verde señalan que, según los procedimientos internos, la defensa de Saab, de 46 años, tiene hasta el jueves para interponer un recurso contra la decisión del Gobierno. Este debe ser presentado ante el Supremo Tribunal de Justicia.

Y le quedaría un recurso más: presentar un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional.

Tal como lo anticipó EL TIEMPO, el proceso de extradición fue aprobado y lo antecedió la legalización de la captura y el rechazo de dos habeas corpus.

Además, en una carta dirigida a Cabo Verde, el canciller venezolano, Jorge Arreaza, se quejó de que uno de los aviones de PDVSA con el equipo legal no había podido aterrizar en Isla de Sal, días después de la captura de Saab, que se registró el 12 de junio pasado.

De hecho, el propio Saab echó mano del exjuez español Baltasar Garzón para emprender una demanda internacional contra Estados Unidos y Cabo Verde, por la supuesta violación a su inmunidad, como agente especial del régimen venezolano.

De hecho, Garzón, que ha tenido entre sus clientes a PDVSA, el general del chavismo Hugo ‘Pollo’ Carvajal y Evo Morales, solicitará una indemnización de entre 5 millones de dólares y 12 millones.

Siga en EL TIEMPO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *