Spread the love

La modelo italiana Camila Fabri, actual pareja del capturado Álex Saab, está tomando cada vez mayor relevancia en las investigaciones en contra del barranquillero, señalado testaferro de Nicolás Maduro.

EL TIEMPO

La modelo, de 27 años, figura junto al régimen en las cartas para que Cabo Verde no lo extradite a Estados Unidos, bajo el argumento de que estaba en una misión humanitaria para llevar alimentos y medicamentos por la pandemia.

Y todo indica que su parentela es clave en el entramado societario que Saab montó para sacar oro de Venezuela y para realizar millonarias ventas de provisiones: las llamadas cajas Clap.

Reino Unido y el fisco italiano fueron los primeros en poner los reflectores en la modelo y en el concuñado de Saab, Lorenzo Antonelli.

A ambos les decomisaron 1,8 millones de euros, que movieron desde un fideicomiso abierto en el Reino Unido. Y ahora Antonelli aparece como un eslabón clave en la explotación y movimientos de oro del régimen, de comida y hasta de dólares por Turquía, Irán y Rusia.

Testaferro del testaferro

En octubre de 2018, con tan solo 25 años, el italiano firmó un contrato con la Compañía General de Minería de Venezuela C. A., para la exploración, búsqueda de yacimientos, explotación y extracción aurífera en el Arco Minero, en los estados Amazonas y Bolívar.

Para echar a andar el proyecto, la compañía estatal y la del italiano crearon la sociedad anónima mixta Minera Binacional Turquía Venezuela (Mibiturven S. A.).

Tarek El Aissami, a quien Saab le dice primo, firmó el contrato a nombre del régimen, y el italiano en representación de Marilyns Dis Ticaret Ve Madencilik AS.

Para ese momento, Saab ya estaba afianzando la relación con Fabri, con quien ya tiene dos pequeñas.

EL TIEMPO accedió a bases de datos en Turquía y estableció que Marilyns fue abierta en Estambul, el 2 de mayo de 2014, bajo el número 921299-0. La firma registra una sucursal en Londres, en el 25 Jeremyn Street Suite 29, Bank Chambers.

Para ese entonces, el romano contaba con poca experiencia en el campo minero. Sin embargo, logró que Venezuela aceptara que Mibiturven tuviera una vigencia de 50 años, prorrogables por un plazo igual.

Además, su nombre ya aparecía entre los directivos de otras empresas del entramado de Saab: Adon Trading FZE, constituida en Emiratos Árabes y proveedora de las Cajas Clap; y Glenmore Proje Insaat.

Por eso, para investigadores, tanto de Estados Unidos como de Colombia, no hay duda de que así como se señala a Saab de ser el testaferro de Maduro, el italiano cumpliría el mismo rol respecto al barranquillero.

Según documentos en poder de EL TIEMPO, la empresa representada por el concuñado de Saab tiene el 45 por ciento de las acciones. Eso le da derecho a designar a dos de los seis directivos.

“Todo el oro que sale del Arco Minero pasa por la manos de Álex Saab”, le dijo a EL TIEMPO Américo de Grazia, diputado opositor, asilado en Italia. Y agregó que Minerven, la socia de la firma que representa el concuñado del barranquillero, es la única que tiene concesión minera entregada por el Estado venezolano.

Siga leyendo en EL TIEMPO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *