Spread the love

Hasta la misma puerta de Ferraz. Las caceroladas contra el Gobierno han llegado a la madrileña sede del PSOE para exigir la dimisión de Pedro Sánchez. «Con esta gente en Moncloa vamos camino de Venezuela», asegura una de las manifestantes. «Nos han robado el trabajo. Nos están arruinando. Por eso las clases medias nos hemos levantado contra esta miseria de Gobierno. Tenemos que salir todos a protestar», denuncia airado un joven tras su mascarilla.

El descontento es generalizado. Más allá de las críticas a la «desastrosa» gestión de la pandemia, la preocupación ciudadana por el horizonte socioeconómico que se avecina es unánime. «Han abandonado a los sanitarios y ahora no ayudan ni a quienes lo están pasando peor. No son capaces de atender a los que no tienen ni para comer», lamenta otra de las viandantes.

Si los aplausos a los profesionales médicos que han combatido en primera línea al coronavirus resonaban, hasta hace unos días, en cada rincón de cada ciudad de España, las caceroladas contra el Gobierno, puntualmente convocadas cada tarde a partir de las 21:00 horas, las han ahogado por goleada. La sede del PSOE en Ferraz es, ya, uno de los puntos de referencia para el tsunami ciudadano que ha decidido tomar las calles y protestar enérgicamente ante la «deriva chavista» de Sánchez y sus socios en Moncloa.

Siga leyendo en OKDIARIO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *