Spread the love

El gobierno de Cuba está involucrado en las actividades de narcotráfico que el régimen de Nicolás Maduro opera desde Venezuela, afirmó este viernes el jefe del Comando Sur de Estados Unidos (SOUTHCOM), Almirante Craig Faller.

“La medida en que Maduro debe su supervivencia al apoyo cubano es clara e inequívoca, y por lo tanto, no caben dudas de que Cuba es consciente de las actividades ilícitas que Maduro está desarrollando a través del narcotráfico, a través de la minería, a través de la miríada de empresas estatales ineficaces que roban al pueblo venezolano… Así que hay una conexión entre todos esos factores”, dijo Faller durante una conferencia telefónica con la prensa.

El alto jefe militar argumentó que hay una fuerte conexión entre los gobiernos de Venezuela y Cuba, por lo que al respaldar al régimen de Maduro, “los cubanos han apoyado, sin dudas, las actividades ilícitas en las que Maduro está involucrado”.

Las declaraciones del Almirante Faller salen a la luz luego de que un artículo de la revista Newsweek asegurara que la comunidad de inteligencia de Estados Unidos tiene pruebas de que Maduro trafica drogas entre Cuba y Venezuela. La publicación citó a un alto oficial del Pentágono que no fue identificado.

El gobierno cubano rechazó de inmediato el reporte de la revista estadounidense e incluso envió una nota diplomática al Departamento de Estado pidiendo una aclaración. El canciller cubano Bruno Rodríguez Parrilla dijo que la afirmación era “una calumnia total e infundada, con implicaciones peligrosas”.

Es la primera declaración oficial del gobierno de Estados Unidos tras la queja del gobierno cubano pidiendo esclarecer el asunto. El Departamento de Estado declinó esta semana una solicitud de CiberCuba para comentar sobre el reclamo del Ministerio de Relaciones Exteriores (MINREX), que invocó incluso la cooperación de Cuba con Estados Unidos en el combate contra las drogas

La supuesta implicación de Cuba se produce en momentos en que Estados Unidos, con fuerzas del Comando Sur, desarrolla un amplio operativo militar en el Caribe, en asociación con 22 países, para enfrentar a los carteles de la droga y los ingresos ilícitos del régimen de Maduro en medio de la crisis del coronavirus.

La operación duplica la capacidad militar estadounidense en la región y marca otro peldaño en el cerco tendido por la administración de Donald Trump al régimen venezolano.

Faller reiteró que la implicación de Cuba en las operaciones ilícitas de Maduro está sustentada en informes de inteligencia, aunque declinó ofrecer detalles por tratarse, por su naturaleza, de reportes clasificados.

Respondiendo una pregunta sobre las rutas aéreas del narcotráfico hacia Centroamérica, el jefe del SOUTHCOM señaló que “el volumen de las operaciones ilícitas desde Venezuela es significativo, sobre todo por aire”.

“Esas rutas van directamente a Centroamérica y luego los productos terminan en las calles de Estados Unidos”, dijo el almirante. “Es muy desestabilizador y nos centramos en compartir la inteligencia con nuestros colegas de otras agencias gubernamentales. Lo fundamental en cualquier operación es compartir la información de inteligencia y aquí es donde la cooperación entra en juego, su conocimiento de lo que sucede en tierra, en el aire, en el ciberespacio y en los mares es invaluable para nosotros”.

Faller precisó que el volumen de las operaciones de narcotrático desde y hacia Venezuela han aumentado un 50 por ciento en los últimos años, lo que ha beneficiado enormemente a Maduro y sus colaboradores del círculo de poder.

El tema de las nuevas rutas aéreas empleadas por Maduro para trasladar cocaína a Centroamérica burlando la vigilancia marítima se sustenta en una mención del Secretario de Justicia, William Barr, durante el encausamiento de Maduro y otros 14 jerarcas de su gobierno en tribunales estadounidenses, el pasado 1 de abril.

Un Estado usurpado por el Cártel de los Soles

La acusación múltiple, presentada por el Departamento de Justicia en cinco tribunales federales, señala que Venezuela ha sido usurpada por el Cártel de los Soles, poniendo en peligro la seguridad hemisférica,

Faller añadió que compartir la información de inteligencia entre las entidades participantes en el rastreo del tráfico de drogas “es realmente importante a medida que avanzamos para una mejor comprensión de cómo desmantelar, interceptar y derrotar” las operaciones ilícitas en la región.

“Queremos ejercer máxima presión sobre estas organizaciones delictivas transnacionales, derrotarlas y sacar el financiamiento ilícito de los bolsillos de gente como Maduro, de los bolsillos de los cárteles de la droga”, aseveró el militar. “Eso les niega la capacidad de desestabilizar los gobiernos y la región, y de matar a personas en las calles de Estados Unidos y de nuestras naciones asociadas”.

El oficial recordó que la relación entre Cuba y Venezuela es extremadamente estrecha, con miles de cubanos respaldando al régimen de Maduro en los servicios de inteligencia, la defensa de su gobierno y otras esferas de la vida pública.

“Pero como ha declarado el Representante Especial [para Venezuela], Elliot Abrams, Maduro debe irse y los cubanos son una pieza clave para que eso suceda”, aseveró.

La intervención de Faller hizo un balance de la operación militar ampliada que lanzó Estados Unidos en el Caribe en medio de la crisis del coronavirus, tratando de impedir que la pandemia sea aprovechada por los cárteles de la droga para incrementar sus acciones en la zona.

En su presentación, relató algunos éxitos recientes del operativo en la intercepción de dos embarcaciones con cerca de 4,000 kilogramos de estupefacientes, y destacó la importante recolección de inteligencia acerca de las redes de narcotraficantes, incluyendo Venezuela y otros puntos de tránsito en el hemisferio.

El largo brazo de Irán

El almirante consideró como un “círculo vicioso” para la seguridad del hemisferio la presencia de actores malignos como Cuba, Venezuela, Nicaragua e Irán con la colaboración de organizaciones criminales transnacionales.

“Irán es el mayor estado patrocinador del terrorismo y el largo brazo de la maldad iraní se siente en todo el mundo”, indicó el militar. “Sabemos que en fechas recientes ha habido un aumento en las actividades iraníes, incluyendo la Fuerza Quds, en Venezuela”.

La Fuerza Quds es una división élite de la Guardia Islámica Revolucionaria de Irán que se encarga de operaciones extraterritoriales y clandestinas, y que estaba comandanda por el General Qasem Soleimani, ultimado en un ataque estadounidense en el aeropuerto de Bagdad, el pasado enero.

Vía CiberCuba

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *